Hospitium (s. XIII)

La asociación El Viejo Reino, en diversas intervenciones y talleres, ha musealizado Casa Roseta, ubicada en uno de los lugares más emblemáticos de la villa, convirtiéndola en la recreación de una casa-posada al igual de cómo pudo ser un hospital  (hospitium)  durante el siglo XIII aragonés.

La casa, que cuenta con 4 plantas dispone de una bodega, una pequeña capilla/oratorio,  cocina con hogar, salón comedor/polivalente y un gran dormitorio comunal.

Mesas, bancos, vajilla histórica, camas de cuerda, baúles y ajuares adornan la casa, y en cada evento medieval, se convierte en un museo vivo.